• BLOG

¿Cuál es la experiencia real de una usuaria de Eyelash Activating Serum? ¿Cómo se vive el proceso de cambio de una mirada? ¿Solo podemos conocer la opinión de modelos e influencers o las mujeres reales también tenemos nuestro hueco en el universo M2 BEAUTÉ?

Por supuesto. La cosmética M2 BEAUTÉ está diseñada para potenciar la belleza natural de todas las mujeres, a cualquier edad. Vamos a contar aquí la experiencia personal del uso combinado del icónico serum de pestañas y Eyezone Conditioning Care Complex.

Noviembre 2015

Tengo 44 años y, francamente, mis pestañas nunca han destacado por su volumen ni por su longitud. Y menos en los últimos años. ¿De verdad también perdemos pelo en las cejas y las pestañas? La respuesta es sí. También.

NOVIEMBRE

Empiezo el reto incorporando a mi rutina de limpieza y cuidado facial nocturno el uso diario de Eyelash Activating Serum. Para hacer más evidente la efectividad, inicio el tratamiento solo con mi ojo izquierdo.

En los primeros días noto un ligero escozor en el ojo que desaparece en apenas unos segundos. Lo comento con mis compañeras, expertas en belleza, y me dicen que es normal, es el ácido hialurónico que contiene la fórmula. Aprovecho que las tengo cerca y les explico cómo lo aplico cada noche para ver si lo estoy haciendo bien.

“Uso leche limpiadora, luego un tónico (los dos libres de aceites) y, cuando noto que se ha secado la piel, antes del serum facial y la crema nutritiva, aplico, como si fuera un eyeliner, una pequeña cantidad de Eyelash Activating Serum. ¿Lo estoy haciendo bien?”.

“Sí. Es muy importante que tu piel esté completamente limpia y seca antes de aplicar el producto. Y usa un desmaquillante libre de aceites para evitar que se obstruyan los poros y se impida la penetración del producto. Sigue así”.

Diciembre 2015

Van pasando las semanas y empiezo a ver diferencias cerca de Navidad. Es cierto: solo lo veo yo y porque me fijo. Pero me anima empezar a ver resultados y consigo tener la constancia que tanto cuesta mantener a veces.

“Me anima empezar a ver resultados y consigo tener constancia”

Sin embargo, hay un pequeño contratiempo: olvido mi serum entre dos viajes familiares y durante cuatro días no puedo usar el producto. ¿Habré perdido todo el terreno ganado?

Recupero mi serum y sigo con la misma rutina de antes. “No te lo pongas dos veces al día para recuperar el tiempo perdido. Solo conseguirías estresar el folículo y sería contraproducente. Sigue con la pauta de cada noche”. Hago caso a las expertas y espero que mi olvido no pase factura en esta evolución.

Enero-febrero 2016

Va terminando el invierno y los progresos en las pestañas de mi ojo izquierdo empiezan a hacerse evidentes. Mientras me lavo la cara mi hijo me mira sorprendido: “¿Mamá, te has pintado?”. Mis nuevas pestañas empiezan a estar tan largas y tupidas que parecen maquilladas en comparación con las de siempre.

Principios de marzo de 2016

Salgo con un grupo de amigas que hace tiempo que no veía. La noche es agradable y cenamos en una terraza. Poca luz, la verdad.

“Esa noche M2 BEAUTÉ ganó cuatro nuevas usuarias”

En mitad de la velada, interrumpe la conversación la petición de una amiga: “A ver, cierra los ojos”. Cierro los ojos y empiezo a oír:

-¿Has visto?

-¡Qué pasada!

-¿Qué has hecho con tu ojo izquierdo?

-¡Menudas pestañas!

-¡Qué diferencia!

-¡Yo quiero eso!

-¡Funciona!

MARZO

Esa noche M2 BEAUTÉ ganó cuatro nuevas usuarias y yo tomé una determinación: adiós a la asimetría, había que igualar la mirada. Empecé con el ojo derecho esa misma noche.

Abril 2016

Sigo con el ritual nocturno, pero ya en ambos ojos. Tengo dudas sobre cómo continuar aplicando el serum en el ojo izquierdo (me dicen que lo normal es alcanzar el nivel máximo de crecimiento alrededor de la semana 16) y mis compañeras me confirman que lo mejor es no dejar la rutina diaria para mantener los resultados. Por supuesto, sigo sus consejos.

Mayo 2016

No sé si será mi impresión pero los resultados en el ojo derecho han sido más rápidos. De hecho, yo creo que ya casi no hay diferencia a las diez semanas.

Ahora empiezo a escuchar comentarios de otro tipo:

-¡Vaya pestañas!

-¿Te has hecho algo en la cara?

-¡Qué bien sienta trabajar en cosmética!

La verdad es que al ser algo tan gradual no te das cuenta de cómo te va cambiando la mirada (y con ello todo el rostro) tener unas pestañas largas y densas y un buen diseño de cejas (que también he de agradecer a mis compañeras).

Verano 2016

Y así hemos llegado al verano. Con unas pestañas que nunca hubiera soñado y con ese “je ne sais quoi” que te hace verte mejor.

Desde finales de mayo estoy usando Eyezone Conditioning Care Complex cada día para cuidar mis cejas y mis nuevas pestañas. Es el nuevo paso en la rutina de mañana y solo me arrepiento de no haberlo hecho antes porque me he dado cuenta de que es el complemento perfecto. Noto el cabello más hidratado, flexible y brillante. Y me ayuda a dominar unas cejas de natural muy rebelde.

JUNIO

Yo no suelo maquillarme mucho, y menos en verano, así que para redondear el efecto me he decidido a hacerme un tinte y una permanente de pestañas. Ahí lo pasé un poquito peor (tengo los ojos muy delicados y pasé diez minutos lagrimeando).

Pero ha valido la pena: este verano guardo la máscara de pestañas para los eventos de noche. Durante el día me siento arreglada en cualquier momento solo con mi Eyezone.

JUNIO

Este verano lo tengo claro: mis cosméticos faciales (por supuesto, el serum en bruma es mi nuevo imprescindible) y el serum de pestañas M2 BEAUTÉ y el Eyezone se vienen conmigo de vacaciones.

¿Y tú? ¿Ya has vivido tu experiencia M2 BEAUTÉ en primera persona?